Otro mundo es posible.

2

Es posible modificar la trayectoria de los procesos sociales y cambiar la historia para construir otro mundo y una sociedad distinta, un mundo basado en el bien común.

La historia es la mejor muestra de que somos los seres humanos quienes podemos agilizar los cambios y determinar en qué dirección pueden orientarse las grandes y las pequeñas tendencias que la mueven. Y pueden cambiarse y dar lugar tanto a los grandes acontecimientos que abren horizontes antes impensables como a las minúsculas transformaciones que operan con mayor lentitud.

Lo que ocurre es que los cambios sociales necesitan de nuestra fuerza, tu fuerza, el empeño político de la ciudadanía, ideas y voluntad para hacerlos efectivos, decisión y un proyecto capaz de encantar a muchos más de los que lo iniciamos. Una visibilización nítida en toda la sociedad que no puede ser sino la expresión de la movilización continuada.

Y para que llegue a ser posible es preciso romper las inercias y las imposiciones de los poderes actuales basadas en el dinero, en la manipulación informativa, en el egoísmo, en la imposición y en la centralización de los procesos de decisión.

Frente al poder de unos pocos que ha hecho de nuestra sociedad una fuente de frustraciones y perturbaciones constantes, de crisis y desequilibrios, deberíamos ser capaces de construir sociedades de contrapoderes en las plazas pero sobre todo en los centros de trabajo, en los barrios y también en la vida personal y diaria, en donde tan a menudo reproducimos la esclavitud, la discriminación y la desigualdad.

Quienes se están aprovechando de una forma tan privilegiada del modo en que ahora funcionan las cosas en el mundo nunca van a reconocer que sea factible cualquiera de las medidas que proponemos y que evidentemente reduciría sus ingresos, su poder y su beneficio. 

Pero es que el modo en que queramos que sea el mundo no depende sólo de su deseo, sino del deseo de todos, porque a la hora de decidir qué política económica y social poner en pie debe valer tanto la preferencia del más rico de los banqueros como la del ser más humilde. 

Y es a ti a quien creemos que le ha llegado ya la hora de tomar la palabra, asumiendo la responsabilidad de diseñar el futuro. Desde PlanBIKO te ofrecemos un nuevo foro abierto para el debate, la movilización y la información multidireccional.

Entendemos que elegir cada cuatro años entre quienes luego no tienen capacidad de hacer efectivas sus promesas es inútil, por eso mismo, y reconociendo que tenemos en nuestras manos espacios abiertos que nos permiten crear un poder ciudadano que se imponga frente a quienes hasta ahora deciden todo tras las tramoyas del mercado, nace el “PlanBIKO, para el bien común”.

Fuente: "Hay Alternativas" de Vicenç Navarro, Juan Torres López y Alberto Garzón Espinosa

 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s